Cenas de empresa

Cenas de empresa

La Navidad ya se acerca, es tiempo de celebraciones, de alegría de fiestas y, por supuesto, de la cena de la empresa.

 

La odiada y esperada cena de empresa es un día señalado para aumentar y mejorar las relaciones dentro de la empresa y que todo el mundo pueda hablar en un tono más distendido que en la oficina. Además, ya no se llevan esas comidas o cenas sobrias, sino que cada vez se apuesta más por hacer cenas o comidas más amenas y para disfrutar con los compañeros de una jornada festiva. 

 

Puedes hacerlo de maneras muy diferentes y aquí os vamos a dejar una serie de consejos para que tu cena sea la más original:

- Las cenas temáticas, gymkanas, con concursos de disfraces o de baile y canto y premios para los más divertidos os permitirán salir de la rutina y la gente se encontrará más dispuesta a socializar. 

- Inmortalizar el momento con fotos, por ejemplo, con el uso de un photocall, siempre suele ser una idea bastante buena que atrae a la gente, y donde se pueden sacar fotos muy divertidas. Eso sí, cuidado a la hora de subirlas a las redes sociales, es un momento de empresa y puede verse perjudicada.

- ¿Y si por una vez, en vez de comida o cena de empresa, hacemos un desayuno o un brunch? Sería una forma estupenda de salir de la rutina y nos dejaría el resto del día libre.

- Siempre triunfa el ya famoso amigo invisible, aunque existen otras formas de hacer regalos simbólicos, como premios para todos en categorías absurdas. Así todo el mundo se sentirá valorado.

 

Una regla fundamental, para una mayor interrelación entre los empleados es evitar hacer mesas. Siempre que se pueda, intenta que todos estéis en la misma mesa. Si no es posible, la mejor opción sería un cóctel, todos de pie, y así se favorecerá la comunicación entre todos. 

 

Dos consejos finales, cuidado con el consumo de alcohol que, aunque parezca que sobra decirlo, nunca está de más recordarlo e intentad evitar temas tabú, que en este caso siempre suele ser, evitar hablar del trabajo, sino es para contar anécdotas entretenidas. La religión (aquí incluyo deportes, porque para algunos lo es) o la política, son otros temas a evitar. 

 

Pero lo que no puede faltar en ninguna de estas opciones es el uso de jamones, paletas y embutidos de Muñiz y Palomo. En todos los casos siempre dará un toque de distinción y calidad a estos eventos que están por venir. 

Comentarios