Huevos benedictinos con jamón

Huevos benedictinos con jamón

La receta que os traemos hoy viene importada y con un toque muy nuestro: el jamón ibérico

 

La base es una receta utilizada usualmente en los brunch americanos, que hay en día ya se está importando a todo el mundo. Son unos huevos escalfados sobre una tostada y bacon. A esto se le añade una salsa holandesa. El toque del jamón lo damos al final, colocando unas finas lonchas

 

Ahora, vamos a ponernos manos a obra.  

 

Para ello necesitamos: 

 

 

Para la salsa holandesa: 

 

  • 4 yemas de huevos. 
  • 250gr de mantequilla. 
  • Zumo de medio limón. 
  • Sal. 

Elaboración de los huevos benedictinos: 

 

Los huevos los vamos a cocinar a baja temperatura, por lo que tenemos varias opciones para hacerlo: En horno, en la thermomix (los que la tengáis) o en una cacerola normal. 

 

Si optamos por la cacerola (seguro que todos tenemos una en casa), la llenamos de agua y la ponemos al fuego. Tendremos que usar un termómetro para tener controlada la temperatura, ya que, al llegar a los 65 grados, será cuando introduzcamos los huevos. 

 

Bajamos el fuego al mínimo para mantener la temperatura en los 65 grados. Si en algún momento los supera, debemos retirar la cacerola del fuego hasta que vuelva a llegar a la temperatura correcta.  

 

Para que estén bien hecho debemos tenerlos unos 40 minutos. 

 

Una vez hechos los huevos, pasamos a la salsa holandesa

 

Para ello cogeremos otro cazo, donde pondremos a fundir la mantequilla. La espuma que se vaya generando la retiraremos. La dejaremos templar

 

Mientras tanto, podremos las yemas de los huevos en un bol y las iremos batiendo. Si tenéis una batidora de varillas lo haremos más rápido y mejor.  

 

A medida que se van montando, añadimos poco a poco la mantequilla derretida. Ojo, no hay que añadir el suero que ha quedado en el fondo de nuestro cazo. Sin dejar de batir y cuando se haya convertido en una crema fina, añadiremos el zumo de limón y sal, hasta que quede todo ligado. 

 

Simplemente queda hacer un par de tostadas y colocarlas en un par de platos. Sobre ellas colocaremos los huevos cocinado anteriormente. Para abrirlos, lo podemos hacer directamente sobre la tostada, o hacerlo aparte y trasladarlos con mucho cuidado con ayuda de una cuchara. 

 

Solo queda añadir la salsa holandesa por encima y decoramos con las lonchas de jamón ibérico que, o bien hemos cortado nosotros, o usar nuestro pack de loncheados.  Ya sabes que recomendamos que habrás estos sobre un rato antes de usar, para que el jamón coja la temperatura correcta para su mejor degustación. 

 

¡¡¡Buen provecho!!! 

Comentarios